Si la carrera musical de artistas y bandas fuera una mochila, la de WAS estaría demasiado llena como para llevarla a la espalda. Unos quince años de vida como banda, tres nombres distintos para la formación, cambios de sonido, los efectos de la irrupción de internet en la industria musical, el boom de los festivales y del a veces indefinible género indie… La banda vasca WAS -antes We Are Standard, antes aún Standard a secas- ha perdido el miedo a los cambios y no teme lo que les pueda deparar el futuro. Nacidos en cierto modo de un festival, el FIB, al que presentaron su primera maqueta, ahora tienen por delante un verano lleno de citas musicales por toda España, incluyendo el festival madrileño Mad Cool, entre otros.

Hablamos con Deu Txakartegui, vocalista de WAS, antes de su paso por el Festival de Les Arts, en Valencia, donde la banda actuará el sábado 10 de junio, para dar una lección de cómo se pueden unir sobre el escenario modernidad y tradición. Prueba de ello es su último trabajo, Gau Ama, donde, sin renunciar en absoluto a un sonido muy electrónico, incorporan elementos de la mitología vasca y mezclan los sintetizadores con txalapartas. Y es que una vez les dijeron que si fueran ingleses, venderían millones. Pero ellos lo tienen más claro que el agua: son de Bilbao, que es aún mejor. Y están decididos a demostrarlo.

Empezasteis como banda en los primeros 2000 y ya lleváis más de una década haciendo música. ¿Cómo fueron vuestros inicios?
El principio fue vertiginoso en cierta manera. Nos pasamos dos años ensayando los sábados sin ninguna intención de tocar en directo o grabar, sólo por quedar y tomar unas birras. Ya habíamos tenido otros grupos y sabíamos lo difícil que era. Pero los jueves, después de trabajar, íbamos a ver a las bandas del Villa de Bilbao, un concurso de bandas emergentes y pensamos que nosotros podríamos tocar allí. Para eso necesitas entregar una maqueta y así lo hicimos, pero tardamos 6 meses en grabar 3 temas porque lo grabamos nosotros con un portátil y no teníamos ni idea. Finalmente entregamos la maqueta y accedimos al concurso, pero ya que la teníamos la enviamos al concurso del Proyecto Demo de Radio 3 y a algún que otro sello. Así que nuestro primer concierto fue en el Villa de Bilbao y el segundo en la sala Arena en la final del Proyecto Demo que acabamos ganando. Al haber ganado, al día siguiente y con una buena resaca de la celebración, nuestro tercer concierto fue para los conciertos de Radio 3 en la tele. Ese mismo verano tocamos en el FIB, en Dublin e Italia y para final de año, firmamos con Mushroom Pillow y grabamos nuestro primer disco.
A lo largo de vuestra carrera habéis ido cambiando de nombre, una vez tengo entendido que por necesidad, otra por decisión propia. ¿Este paso de We Are Standard a WAS ha significado también un cierto giro en vuestro sonido?

Hay varios factores, uno es que habíamos cambiado de sonido y queríamos que se reflejara en el nombre, como si fuera otra banda. La otra es que habíamos cambiado de formación y la ultima es que la agencia en Inglaterra nos recomendaba cambiar de nombre porque allí “Standard” tiene una connotación despectiva.

Pop electrónico, funk, rock, dance… A lo largo de vuestra carrera se ha hecho referencia a vuestro estilo de diferentes maneras, pero vosotros ¿cómo definiríais el estilo propio de WAS sin recurrir a esas etiquetas?
Supongo que hacemos rock con sintes para bailar. Pero hay pop, funk, house, psicodelia, post-punk, krautrock…
Tenéis por delante un verano plagado de actuaciones en festivales para presentar vuestro último trabajo, Gau Ama, un título que en euskera significa algo así como “madre noche”. ¿Por qué elegisteis este concepto? ¿Qué relación tiene con las canciones del álbum?
Madre noche se refiere a Mari, la divinidad de la mitología vasca que habita en las montañas. La mitología vasca ha sido una de las ideas que ha rondado todo el disco, queríamos mezclar elementos de nuestra cultura ancestral con otras referencias mas contemporáneas. Para ello, hemos metido txalapartas, albokas y samplers de irrintzis y grabaciones antiguas en temas con bases electrónicas y sintetizadores.
Habéis apostado fuerte por la electrónica, pero mantenéis la presencia de instrumentos tradicionales vascos. ¿Qué aporta esto al sonido del grupo?
Siempre nos decían una frase que al principio era un piropo, pero más tarde pensamos que era algo negativo: “Si fuerais de Londres o Manchester venderíais millones”. ¡¡Y somos de Bilbao, que es mejor!! ¿Qué podíamos aportar que fuera distinto de una banda de otro lado? Nuestra cultura. Por eso lo hicimos.
Además, cantáis en euskera en algunos temas como Upside Down, y en otros, como Until it Melts, habéis colaborado con Cris Lizarraga, la cantante de Belako ¿Creéis que hay un “estilo vasco”, algunos elementos comunes que relacionan a las bandas de Euskadi, o no sois partidarios de la etiqueta?
No creo que haya un estilo vasco. No creo que tengamos mucho en común con lo que hacen Belako. Nos gusta lo que hacen y son buenos amigos pero musicalmente estamos en dos territorios distintos.
Desde principios de los 2000 hasta ahora habéis vivido en primera persona la evolución de la música en nuestro país. ¿Qué ha cambiado en el panorama musical español en la última década? ¿Ha variado en algo la consideración que tenemos de nuestra propia música?
Hay una mayor profesionalización en todo, desde las salas, los técnicos a las bandas. Los sellos también son mas profesionales o al menos, menos amateur. Pero lo que más ha cambiado todo, es internet.
Y ¿qué opináis del “boom” de la música indie nacional, un género cuyos límites no parecen estar muy claros?
No sé lo que es esa etiqueta. Es muy confusa. Nosotros sólo vemos bandas. Unas lo hacen de una manera y otras de otra. Unas tienen más éxito y otras menos. Y que haya unas cuantas bandas que venden mucho, a nosotros nos parece genial. Esperemos que esto dure y la gente siga escuchando a bandas y acudiendo a festivales.
Cuando empezasteis, grabasteis una de vuestras primeras demos en el marco de un concurso del FIB. ¿Cómo veis, desde dentro, la influencia creciente de los festivales como referencias musicales?
Bien. Ahora que las radios, o casi todas, ponen oldies, hace falta referencias. Los festivales puede ser una de ellas. Todos hemos descubierto bandas en festivales. Todo suma.
Ahora encaráis el verano con conciertos en festivales como Les Arts, Mad Cool y Arenal Sound, pero, ¿qué proyectos tenéis después? ¿Cuándo veremos nuevo material de WAS y qué nos podéis adelantar sobre él?
Por ahora, la idea es hacer la gira de verano que va a ser intensa. Luego ya veremos. Partido a partido.
¿Cómo creéis que será la industria musical de aquí 10 años?
Creo que será muy abierta, habrá sellos, pero internet será la manera de funcionar. También creo que las bandas o proyectos serán más puntuales. Un tema o un EP y fuera. Las colaboraciones entre artistas será lo común y la colaboración con marcas para publicidad también. Tenemos que quitarnos esos complejos.

Conoce más de WAS a través de sus redes sociales:

Twitter | Facebook | Instagram |Youtube

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies